Cinco formas de moverse más en el trabajo

Cinco formas de moverse más en el trabajo

Por: Equipo de Comunicaciones GSA

         Asociación Americana del Corazón

 A tono con las últimas noticias que afirman que, incluso el ejercicio que se realiza en períodos cortos tiene beneficios importantes en la salud, la Asociación Americana del Corazón (AHA, por sus siglas en inglés) anima a los adultos a moverse más y hacer que se note allí donde pasan la mayor parte del tiempo: en sus trabajos.

“No importa si la actividad dura unos instantes, unos minutos o si se prolonga durante más tiempo” -afirma el doctor Eduardo Sánchez, director médico para Prevención de la AHA- “…cualquier actividad, por breve que sea, supone un beneficio para la salud. A las personas totalmente sedentarias que comienzan a ejercitarse, les supone un beneficio, pero incluso en aquellas que ya son activas, un poco más de movimiento supone un aumento del beneficio”.

El trabajo ocupa gran parte del tiempo que la mayoría de los adultos pasan despiertos, lo que les deja muy poco margen o energía al final del día para ejercitarse. Los expertos afirman que se debe aprovechar cualquier oportunidad para generar mayor actividad física. ¡Tratar de moverse más y sentarse menos puede ayudar!

Para los adultos, la AHA recomienda un mínimo de 150 minutos de actividad moderada o 75 minutos de actividad intensa a la semana, o una combinación de ambas, como caminar a paso ligero, practicar yoga o realizar tareas de jardinería. Además, la Asociación recomienda ejercicios de fortalecimiento muscular de intensidad media-alta, como correr, saltar la cuerda o nadar dos días a la semana. En abril celebramos el mes conocido como el “Move More” (Muévete Más). Es una oportunidad para analizar los hábitos personales y tratar de aumentar nuestra carga de actividad diaria.

A continuación, algunas ideas de “Healthy for Good” para aumentar el movimiento en la jornada laboral:

  1. Dé un paseo durante la hora del almuerzo. No cuente pasos ni minutos, simplemente muévase más.
  2. Aumente su actividad, usando las escaleras en lugar del ascensor, estacionando un poco más lejos de la entrada, caminando por la sala de conferencias o yendo hasta el área de trabajo de un compañero en lugar de mandar un correo electrónico.
  3. Planifique su agenda de modo que incluya tiempo para el ejercicio, como una “reunión importante”.
  4. Busque compañía, que le ayude a mantener la responsabilidad y la motivación.
  5. Aproveche las ventajas que le ofrezcan en cuanto a bienestar en el trabajo.

(https://www.heart.org/en/professional/workplace-health).

El esfuerzo por mantenerse más activo en el trabajo puede servir de inspiración a otros compañeros, contribuir a un espacio de trabajo más saludable y aumentar su salud y bienestar personales. Si desea obtener más consejos útiles y recursos, visite www.heart.org/movemoremonth.

 

# # #